La primera cita es siempre estresante especialmente si nos gusta mucho esa persona y lo queremos impresionar. Pero a veces este afán de querer impresionar a nuestra cita puede salirnos mal, por eso te vamos a contar algunos errores en la primera cita que son muy comunes. Por ejemplo, en las mujeres, vestirse extremadamente sexy puede ser contraproducente, pero por supuesto esto depende de tu comodidad personal. Lo ideal no es tirar toda la carne al asador en la primera cita. Déjale algo a la imaginación.

Otro de los errores en la primera cita tiene que ver con hablar de más, especialmente cuando se trata de dramas personales. Es mejor que no hagas esto porque no solo puedes dar a impresión de victimización, sino que también dejarás expuestas a otras personas. Si la conversación sale, manéjala con discreción pero sin contar todo. Además es importante que la conversación sea un ida y vuelta, que escuches a tu cita y que tu cita te escuche a ti.