Una mala relación con la suegra es uno de los problemas más comunes con los que nos podemos encontrar en ambos casos, tanto para los yernos como para las nueras y lo cierto es que, a no ser que nuestra pareja sea comprensiva y sepa que su madre puede ser un poco cargosa, hablar de este tema es siempre difícil sin rozar pelas y discusiones. Después de todo, estamos hablando de su mamá.

Es importante que si quieres tocar este tema con tu pareja tengas algunos detalles en cuenta, como por ejemplo, decirlo con mucha delicadeza y palabras respetuosas; no te pases de la raya aunque pierdas la paciencia. Otro detalle es que jamás pongas a tu pareja en una posición donde tenga que elegir. Lo mejor es que especifiques que es lo que tanto te molesta respecto al trato de tu suegra, y alentar a tu pareja para que pueda hablarlo con su madre de una manera pacífica y con argumentos sólidos. Es fundamental que Tu pareja determine, cual es la posición de cada uno en su vida y cuáles son los límites que se deben poner.